0
0
Subtotal: $0.00

No hay productos en el carrito.

No hay productos en el carrito.

Mi carrito $0.00
0
0
Subtotal: $0.00

No hay productos en el carrito.

No hay productos en el carrito.

0
0
Subtotal: $0.00

No hay productos en el carrito.

No hay productos en el carrito.

Humberto Arreola: Tareas contables y fiscales de cierre e inicio de año

Humberto Arreola // Fotografía proporcionada por el autor

La generación de la información financiera de los negocios no tiene vacaciones, y por consecuencia el contador que participa en la administración de esta información debe permanecer atento a la captación de esta.

Cómo lo mencionan las normas de información financiera, en toda entidad económica se mantiene un ciclo constante de transacciones, transformaciones internas y otros eventos que afectan su situación económica. Sabiendo esto, podemos hacer un breve resumen de las tareas que todo contador activo en el control de la contabilidad y obligaciones fiscales de los negocios debe llevar a cabo al cierre e inicio del año.

En algunas entidades cuyo control contable está basado principalmente en la tecnología y aquellos que requieren tener sus cifras finales al último día del año, las tareas de cierre las realizan hasta el último minuto del año que termina. Sin embargo, se debe tener cuidado que se haya completado toda la información. Las transacciones de compras, ventas, pagos o cobranza, por ejemplo, son operaciones relativamente fáciles de identificar y controlar, y de alguna manera pueden reconocerse totalmente al cierre del año; sin embargo, las transformaciones internas y otros eventos que afectan económicamente a las entidades, con frecuencia se les escapan hasta a los más expertos. Veamos algunos ejemplos.

Los activos fijos que se utilizan para generar el ingreso pierden su valor por el uso o por el transcurso del tiempo. Esta baja de valor o depreciación debe reconocerse oportunamente y con la mayor precisión posible, pues representa un costo importante para el negocio. Los porcentajes que se utilizan para la deducción de los activos fijos o inversiones establecidos en la Ley del ISR no siempre representan el mejor indicador para determinar el costo financiero. De ser posible debe hacerse un estudio técnico adecuado para determinar el porcentaje o monto de depreciación que se utilizará.

Los inventarios de mercancías, materia prima y otros productos que se utilizan para la venta o fabricación, también sufren cambios en su valor, y en distintos casos dejan de ser útiles por obsolescencia. En el conteo que se debió realizar al cierre del año, también se debió identificar todos los productos que dejaron de ser útiles y reconocer una reserva con cargo al costo.

Las cuentas por cobrar o cartera de clientes, representan un activo de los mas importantes, pero cuidemos que no existan cuentas que ya no podrán cobrarse o que se tiene la duda de su recuperación. Esta situación, genera una pérdida para los negocios, y debe reconocerse también una reserva por cuentas incobrables con cargo al costo del ejercicio.

Los pasivos laborales se incrementan por el transcurso del tiempo o por el cumplimiento de condiciones legales o contractuales a favor de los trabajadores. No olvidemos hacer la cuantía de estos costos para reconocerlos en los estados financieros.

Lo recomendable es a través de un cálculo actuarial para recocerlo ya sea por primera vez o actualizarlo por su incremento o decremento en el año. Entre otros conceptos que integran este pasivo, son beneficios a favor de los trabajadores por la prima de antigüedad, vacaciones, prima de vacaciones, jubilaciones y otras prestaciones al retiro.

La inflación y el tipo de cambio del dólar u otras monedas generan costos o ingresos que tienen un procedimiento legal para reconocerlos en la información financiera. Esta tarea implica revisar cada una de las operaciones pactadas en moneda extranjera para definir si se generó una pérdida o una ganancia cambiaria.

En cuanto a la inflación, esta no genera un costo financiero directo, pero para efectos de determinar el ISR del ejercicio, se debe calcular un ajusta anual por inflación tomando como base cuentas contables de activos y pasivos, dando origen a un ingreso gravable o una deducción.

Como lo mencionamos al inicio, citamos solo algunas de las más importantes, habiendo muchas otras tareas contables y fiscales que un contador profesional debe tener contempladas. Además, como cada año, debemos prepararnos para el ejercicio que inicia revisando los cambios fiscales, laborales, de seguridad social y otros que afectarán económicamente a los negocios en 2024.

Ya fueron publicados en el diario oficial la Ley de ingresos, la ley de egresos, las reglas misceláneas y las reformas a las leyes. Vamos a ponernos al corriente y a darle valor a la profesión contable.

Esta es una columna de opinión. Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad únicamente de quien la firma y no necesariamente reflejan la postura editorial del ICPNL.

El autor es Vicepresidente de Relación y Difusión del ICPNL.

Contacto: [email protected]

Información recibida por el periódico El Financiero, 09 de enero del 2024.

https://www.elfinanciero.com.mx/monterrey/2024/01/09/humberto-arreola-tareas-contables-y-fiscales-de-cierre-e-inicio-de-ano/

Próximos eventos

F1574FS508- Manejo legal preventivo y operativo de las terminaciones laborales

F1573SS095- Análisis Integral de Nóminas

E2547AD169 Perspectivas Económicas 2025

X1548AD168- Introducción a Power BI para Contadores Públicos

F1572FS507- Ley del IVA-Conceptos Generales

También te puede interesar